Portal Aldea Urbana



Alquiler de Vivienda: La renta en tiempos de cuarentena Coronavirus- COVID-19. Sepa ¿qué hacer?

Escrito el 28 abril 2020 por Aldea Urbana

El Contrato de arrendamiento opera entre las partes que la contratan. Arrendador y arrendatario

Lo legal es que exista un documento firmado y privado pero hay una problemática peruana, nuestro país es muy informal. Es decir, ¿cuántos de alrededor de 1 millón 256 mil 520 de viviendas alquiladas (16,4% según la INEI) tienen un contrato de arrendamiento de por medio?.

Imagen de AU

Lo cierto es que existen alquileres con y sin contrato, lo cual este último, tiene muchos riesgos por la falta de un instrumento legal que lo ampare.

A pesar de ello, lo que prima es la comunicación y solidaridad entre las partes a fin de llegar a acuerdos.

Ahora, en esta situación imprevista, forzosa en la que nos encontramos del Estado de Emergencia  por el Coronavirus, Decreto Supremo N° 044-2020-PCM, publicado la noche del 15 de marzo, ha paralizado, muchos sectores económicos de nuestra ciudad por más de 40 días. Por lo que hace que estemos en esta gran disyuntiva sobre las rentas, merced conductiva o pago por alquileres, si operan las moras, intereses, penalidades e indemnizaciones, etc.

Pongamos esta situación en perspectiva de posiciones, en aras de lograr una negociación firme avalada en un documento que respalde a ambos.

Hay 2 situaciones en este caso:

  1. Coyuntural del Estado de Emergencia: La cuarentena quedarse en casa sin poder trabajar o rendir al 100% en teletrabajos,  implica reducción de salarios, despidos, suspensiones perfectas o al ser independiente no hay clientes no hay ingresos.
  2. Contratos de alquiler o arrendamientos en Desalojos arbitrarios y/o desacuerdos entre las partes por incumplimientos de pagos presentes o futuros.

Posiciones en disputa: Arrendador Vs Arrendatario:

Arrendador: Si estás viviendo debes pagar tu alquiler y no puedes eludir tu responsabilidad porque existe un acuerdo firmado.

Arrendatario: No tengo dinero o no tengo dinero suficiente para pagar la renta acordada.

Legalmente en Estado de Emergencia

La negociación opera en la renta, moras, indemnización, penalidades, y demás clausulas referidas.

Pero no opera en la figura de desalojo dado que este último requiere de una sentencia judicial por lo que es arbitrario e ilegal ejercer un desalojo dado que en estos momentos ningún Juzgado de Lima y Provincias, está laborando y además que existe la orden de inmovilización social ciudadana.

Esto está avalado en la Constitución Peruana sobre Estado de Emergencia artículo 137 de nuestra Constitución Política de 1993 y en el Decreto Supremo antes mencionado.

NEGOCIAR y ¿Qué implica una negociación?

Estamos en una situación coyuntural que afecta a todos tanto en sus ingresos e imposibilita a muchos poder contar con el ingreso salarial o de inversión asegurada.

2° Buena Fe (Art. 1362 del Codigo civil) «….Debe negociarse, celebrarse y ejecutarse según las reglas de la buena fe y común intención de las partes.” Es decir, la disposición de escuchar, respeto, seguridad y confianza sobre comportamiento del otro. Por lo que la actitud debe ser la más recta y honesta….”Cita José Piug Brutau pagina 236 Sobre la Buena Fe objetiva.

3° Ponerse en el zapato del otro. Solidaridad tanto para el arrendador como para el arrendatario. Pues tu inquilino no se encuentra en la misma situación financiera por la que dio origen a su contrato. Asimismo, el arrendador tiene gastos y obligaciones que dejaría de cumplir ya que no contará con los ingresos esperados.

Elaborar un documento de la negociación que se denominará Addenda y estará referida a la modificación de las cláusulas del contrato que dio origen a la relación contractual y su duración o plazo.

Riesgos a tener en cuenta

Sobre la Garantía, si opera la garantía como un mes de renta. Te quedas sin la posibilidad de pagar los futuros gastos ante reparaciones inminentes posteriores al retiro de tu inquilino. Salvo acuerdo de reposición.

Aplazamiento de pagos debes ser muy cuidadoso con las cifras porque esta debe ser racional a tus ingresos y gastos actuales.

Reducción de renta dado a una situación de extrema necesidad como es el caso de despidos u suspensiones perfectas.

Pagos adelantados: El cual requiere de una evaluación de la situación personal y real que deberá atenderse según el estado de necesidad y negociación del caso en particular.

Para finalizar como conclusión:

Solidaridad implica ponerse en el zapato del otro.

Recuerda que tu arrendador también depende de ese ingreso y si incumples con lo acordado en esta negociación estarías poniendo en riesgo tu relación contractual. Es por ello que la buena fe impera en todo sentido y la comunicación oportuna es la base.

Las normas establecidas en nuestra Constitución y Código Civil son claras. Dado a este imprevisto deben operar las mejores intenciones entre las partes. A través de una negociación transparente y solidaria donde prima la buena fe.

Categoría | Alquiler de inmuebles

1 Comments For This Post

  1. Antonio Cajas Says:

    ¡Excelente artículo! se requiere la buena voluntad de ambas partes para salir airosos de esta coyuntura. Muchas gracias

Deja tu comentario





Compartir



Portal Aldea Urbana



Etiquetas



Recibe Novedades Ingresando tu e-mail:

Optimizado por FeedBurner





Nuestras Fotos en Flickr

Ver todas las fotos

Valid XHTML 1.0 Transitional


Creative Commons License